El juego del televisor

Te has preguntado si el diablo tiene un canal de televisión. Bueno, es porque tal vez nos haz escuchado el dicho más sabe el diablo por viejo que por diablo, y aunque no lo creas, lo tiene.

Qué necesitas: lo único que necesitas es tu televisor, el de la sala sirve, pero si tienes televisor en tu habitación, mucho mejor.

Dadas las 3 de la mañana, la hora en la que la barrera entre el mundo de los vivos y de los muertos está más debilitada, tomarás tu control y encenderás la televisión. No enciendas la televisión con el botón de dicho aparato, pues afectará el juego. Después, apaga las luces, todas las de la casa, el canal que observarás no puede ser visualizado bien si hay luz. A pesar de eso, la luz de los faros no daña el juego. No utilices cable o platillo, se visualiza con la señal de televisión normal.

Debes de tener paciencia, porque, aunque en el mayor de los casos sale a la primera, hay que esperar días, semanas, y a lo mucho 1 mes para que esto salga.

Debes poner el canal 66. Tal vez, dicho canal esta ocupado por canal importante y lo más probable es que estén pasando anuncios de productos que se compran por televisión o simplemente interferencia. Ten paciencia, al sintonizarlo, solo tarda 5 minutos en entrar la señal, a veces hasta las 3:15, y a lo mucho, hasta las 3:33. Si han dado las 4:00 y no se ha sintonizado nada, vuelve a intentarlo al otro día.

Pero, si empieza a sintonizar un canal, te felicito, haz sintonizado el canal del diablo.

Antes de las 3:33, verás unos cuantos anuncios de productos, aunque la mayoría, no son comunes, casi todos son sobre ofertas para vender el alma, juguetes diabólicos y demás publicidad que tenga que ver con el infierno. Hay gente que afirma haber visto una oferta de 5 pases para ir al infierno, llamando a un número bastante largo.

A las 3:33, empieza el programa importante, donde verás el infierno. Solo te advierto que no verás cosas bonitas y mucho menos agradables. Algunas personas que han visto este canal se han encontrado con seres querido fallecidos siendo torturados en el infierno o simplemente imágenes bastante raras y abstractas que te hacen sentir muy incomodo.

Ahora, esto es un juego, por eso es el juego del televisor, tendrás que aguantar toda la publicidad, y el programa hasta que sean las 4 de la mañana o la señal se interrumpa, Si apagas la televisión o enciendes la luz antes de que esto suceda, estarás condenado a no poder cambiar de canal, ni poder manipular ninguno de tus televisores de tu hogar, pues en una casa, la red de electricidad esta conectada en todos los enchufes, por lo que todas tus televisiones estarán condenadas a pasar ese canal para siempre. Mucha gente no a aguantado y a muerto por la incomodidad que dichos programas causan.

Algunas cosas extras que debes tomar en cuenta:

  1. Estas viendo un canal que se transmite desde el infierno, así que ten en cuenta que habrán cosas o personas que quizás quieran verlo contigo. ¿Cómo saber si están contigo?, fácil, escucharas murmullos, risas, entre otras cosas, a ellos les entretiene eso. Si las oyes cerca, es porque están en habitaciones distantes, pero si las oyes lejos, están cerca de tí. Podrás sentir respiraciones y que algo frío te toca. Tu no debes de preocuparte por eso, eso es inofensivo. Preocúpate por lo que se oye cerca, pero está lejos.
  2. Dentro de la casa, muchas cosas van a pasar, como por ejemplo, se caerán las cosas, se romperán vasos, se moverán objetos de su lugar de pertenencia, pues a lo que sea que haya entrado a tu casa a través de ese canal, le gusta curiosear.
  3. Puedes verlo con la gente que tu quieras, de hecho, si lo vas a hacer a escondidas, tu familia no escuchará, de hecho, ni siquiera escuchará que se están moviendo las cosas, y si pegas un grito tampoco lo harán.
  4. Si te retiras de la habitación donde esta el televisor, recuerda que puede haber algo en tu casa, puede ser una persona, que solo se refugia en tu casa para no regresar al infierno, pero vivirá en pena en tu casa por lo que resta de tu vida. O en casos peores un demonio y su aspecto, no es nada amigable y si te ve, es como si lo estuvieras invitando a ver la televisión, el te estará esperando en la habitación, y si no llegas a ella en 30 segundos no vivirás para contarlo. En cambio si llegas, tratará de tocarte y tendrás que evitar a toda costa que lo haga si no quieres ir al infierno. Este demonio se irá si hay una interferencia o dan las 4 de la mañana.

Si has estado quieto, tranquilo y se interfiere la señal o dan las 4 en punto, felicidades, has acabado el juego exitosamente. apaga el televisor y ve a dormir. Tendrás horribles pesadillas, durarás algunos días así, pero finalmente terminarán.

Te atreves a jugar?

Creepypasta

Anuncios

Cómo invocar a tu Doppelgänger

Muy pocas personas, solamente las personas con la mente suficientemente abierta o con mucha experiencia, han podido contactar con su “gemelo” de otro plano astral.

Este “gemelo” posee un alma con milenios de antigüedad, prácticamente desde el inicio del hombre; se ajusta a la reencarnación que te corresponde, esperando a que tu espíritu tenga la suficiente madurez y paz para poder contactarte o, en su defecto, que lo contactes a él (o ella).

Pero, ¿para qué esperar? Bien puedes hacerlo ahora.

Un espejo que refleje tres cuartos de tu cuerpo, una habitación pequeña que pueda ser cerrada, un marcador rojo y una vela blanca es todo lo que necesitas para invocar a tu Doppelgänger.

Para hacerlo, primero tienes que cuestionarte si en verdad quieres hacerlo, pues el fin de este ritual es contactarlo para preguntarle acerca de los aspectos de tu vida actual, de una vida pasada o qué sucederá en el futuro.

¿Quieres saberlo? Si tu respuesta es afirmativa, entonces prosigamos.

Tu casa no tiene que estar vacía o tiene que ser exactamente de noche, bien puedes hacerlo de día o de tarde.

Enciérrate en la habitación, coloca el espejo en una pared a la suficiente altura como para que puedas reflejarte desde la cabeza hasta la cadera. Escribe tu nombre en la esquina inferior izquierda y escribe tu nombre al revés en la esquina superior derecha, de tal manera que tu Doppelgänger pueda leerlo, de izquierda a derecha, desde el otro lado del espejo. Enciende la vela blanca, mantenla en ambas manos y apaga la luz.

Te tomará un poco acostumbrarte a la poca iluminación, pero es normal que veas siluetas y bultos escurridizos en el espejo alejándose de la luz de la vela.

Cuando te hayas acostumbrado, mírate fijamente a los ojos sin apartar la vista de ellos en ningún momento. Debes estar relajado, en paz mental y también espiritual, no desesperes.

Puede que pasen varios minutos para que veas que las cosas se han distorsionado por completo: tu cara se verá diferente, retorcida en diferentes direcciones; puede que tus ojos no enfoquen bien y que tu visión sea borrosa, pero por nada del mundo apartes la mirada de los ojos de tu reflejo. Cuando eso suceda, respira como normalmente lo haces y guarda la calma. Tu Dolppengänger te está poniendo a prueba.

Perderás la noción del tiempo, tu mente divagará en pensamientos inconclusos e incluso se te olvidará por completo el porqué estás frente a tu espejo a oscuras con una vela en tus manos.

Luego, todo volverá a la normalidad: tu rostro se verá como normalmente es, incluso la habitación se verá más iluminada.

No apartes la vista de los ojos de tu reflejo, aún.

Unos segundos más tarde, habrá un pequeño cambio: tu reflejo estará sonriéndote.

Ha comenzado.

«¿Para qué me has llamado?», preguntará el Doppelgänger con una voz un poco más grave que la tuya. No apartes la mirada de sus ojos.

Serénate. Sé que tendrás miedo como nunca antes, pero esfuérzate por parecer normal, como si no le tomaras importancia y no fuera nada extraordinario que tu reflejo te hable.

Responde tratando de que tu voz no suene temblorosa: «He de saber acerca de…», mis vidas pasadas, mi vida actual o mi futuro (según lo que tú hayas elegido saber).

Espera a que te dé su aprobación: asentirá ligeramente con la cabeza.

Cuando lo haga, entonces puedes preguntarle lo que quieras saber de las tres opciones anteriores que te he dado a escoger.

Mientras contesta tus preguntas, el Doppelgänger jugará con tu mente: se presentarán rostros aullando de dolor (basándose en su expresión) en el espejo. Infinidad de manos parecerán tocar el espejo desde el otro lado. No temas, no podrán hacerte daño.

Tu Doppelgänger cambiará de forma poco a poco, convirtiéndose en una criatura espeluznante que te pondrá los pelos de punta.

Te preguntarás: ¿por qué hace esto?

Y la respuesta: trata de saber si eres capaz de ver más allá de este mundo, de ver las cosas que tus simples ojos mortales no percibirán nunca (a menos que tu tercer ojo entre en función); también si eres capaz de adentrarte al mundo espiritual que aguarda a que las almas terminen de absorber conocimiento del mundo humano para que puedan pasar el resto de la eternidad ahí, convirtiéndose en los Doppelgänger de algún humano que elijan.

Después de algún tiempo, el Doppelgänger adoptará tu forma, como en un principio.

Solo contestará tus preguntas superficialmente, lo suficiente que necesitas saber en verdad; pero ¿quieres tener el conocimiento absoluto de tu futuro, conocer lo que fuiste en todas tus vidas pasadas o saber cómo puedes mejorar aspectos de tu presente? Si tu respuesta es sí, entonces debes decirle: «Quiero el conocimiento absoluto sobre…».

Sonreirá con picardía y, aún con voz más profunda que hayas escuchado manar de él, te dirá: «¿Pagarás el precio?». Ya sabes de qué va.

¿No lo sabes? Bien, pedirá tu vida a cambio de conocimiento absoluto sobre ella, el cual te proporcionará en seguida. Piénsalo bien, porque a partir de aquí no hay retorno.

Si tu respuesta es sí, entonces dile: «Acepto el precio».

El Doppelgänger te sonreirá con picardía.

Sea lo que sea que te diga o que te haga ver en el espejo, mantén la calma: imágenes de cuando moriste en tus vidas pasadas, de cómo morirás en la actual o también podrá mostrarte a ti mismo en ese preciso momento, viendo hacia el espejo con una vela. No grites ante lo perturbador de la situación, controla tu respiración.

Cuando las imágenes ya hayan desaparecido, el Doppelgänger aparecerá de nuevo, pero esta vez sin ojos, solamente con dos agujeros profundos en su rostro. Su piel ahora será grisácea, sus labios desaparecerán dejando sus dientes afilados al descubierto.

«Exijo lo que me corresponde», dirá ahora con una voz de ultratumba.

«Tómala ahora», dirás (puedes negociar el tiempo que te queda de vida, solo si el Doppelgänger lo acepta), si es que estás satisfecho. Si no, entonces tendrás que decirle: «No he saciado mi sed de conocimiento. Deseo saber el de…», y dices el nombre de la persona de la cual quieras saber su futuro, su vida actual o todas sus vidas pasadas. Pero claro, mayores son tus exigencias, mayor es el precio.

Ahora, él no solo pedirá tu vida, sino también tu alma.

Si estás satisfecho, tienes que darle las gracias al Doppelgänger y cubrir el espejo con una tela negra. Ahora ese espejo es un portal abierto, y permanecerá así durante mucho tiempo. Ten mucho cuidado. Ya que si contactaste con el Doppelgänger, es muy probable que no cumpla su parte del trato y reclame tu alma de todos modos.

Basada en “Doppelganger” de Remi Morales

Ella

Ella. - copia

Seas bienvenido, has caído en un laberinto del que tal vez no salgas jamás.

Has caído en el ritual más atemorizante al que te hayas enfrentado. Dedicado a todos aquellos que creen ser lo suficientemente valientes para lograr hacer cualquier juego e invocación.

Has caído en el juego de “Ella”.

Pero, ¿quién es Ella?

Ella, es un espectro horripilante con apariencia de mujer, toda ella es atractiva hasta que llegas a su rostro, su rostro es algo que nadie se a atrevido a ver. Dicen que quienes lo ven quedan tan aterrados que simplemente pierden el habla y constantemente tienen alucinaciones, lo que los lleva a parar a un hospital mental.

Lo que ellos no saben es que no son alucinaciones. Ella sigue presente, y no se irá ni aunque estés muerto, pues el horror que tu alma sentirá no te dejará descansar y estarás condenado a vagar en el mundo de los vivos.

Ella sabe todos tus miedos, sabe que piensas que las invocaciones que haces no son más que juegos.

¡Oh! Se me olvidaba, ¿quieres saber un secreto? Te lo diré, pero no pierdas la calma.

Ella está justo a tu lado mirándote, puede que ella esté a punto de asustarte.

Tocará tu ventana con sus afiladas garras, o simplemente hará que las cosas caigan. Todo depende del miedo que tengas.

También… Hay otra cosa que debes saber. Tal vez no siempre hayas invocado a lo que creías invocar. Pues ella es quien te hace creer que ellos realmente te visitan, pero no, es ella. Así que ya debes conocerla.

Puedes retírate ahora… Si no quieres pasar por la invocación. Vete antes de que sea demasiado tarde, antes de que ella te haga daño por desafiarla.

Ya que sigues aquí lee atentamente la invocación. No te saltes ningún punto, todo es absolutamente fundamental.

  • Debes tener todos los materiales listos. Cuando sean las 3:33 a.m ya deberás tener listo el lugar de la invocación.
  • Debes tener una vela por cada espejo que hay en tu casa, y debes colocar una frente a cada espejo.
  • Después cierra absolutamente todas las entradas posibles a la casa.
  • Siéntate en una habitación y rodéate con un circulo de sal. Mantén siempre una vela contigo.
  • Cuando escuches tres golpes en el suelo, específicamente cerca de donde tu estas. Levántate y camina por toda la casa con la vela en tus manos. ¡No la enciendas! Solo debes hacerlo cuando te creas en peligro, si la enciendes ella te encontrará de inmediato y no te conviene.

 

Si te acercas a los espejos podrás ver su sombra pasar tras de ti. Si las velas se apagan es porque esta bastante cerca. Vuelve a encenderla.

Si sientes una presencia tras de ti debes detenerte inmediatamente, puedes preguntarle lo que quieras: presente, pasado, futuro. Ella te responderá.

A veces se burlará de tus preguntas. Se reirá de ti.

Ella se aburrirá cuando dejes de moverte por mucho tiempo y seguirá su rumbo por los espejos.

Los ruidos extraños seguirán, tal vez escuches sus pasos.

No la sigas, no vayas a los espejos. Porque puede que te topes con ella, si logras verla en un espejo cierra los ojos y espera, cuando no la sientas cerca vuelve al circulo.

Cuando quieras terminar el juego debes decir lo siguiente:

“Ella, Ella, discúlpame por haberte desafiado, ahora que sé de tu grandeza no me atrevo a molestarte nunca más, puedes irte y jamás volver.”

Cuando termines ve a dormir, no te garantizo que tengas una buena noche, tal vez sueñes con ella.

Tampoco creas que tendrás una semana tranquila, por las noches la seguirás viendo en los espejos. Durante esa semana debes cubrir con una sabana los espejos.

Cuando duermas seguirás escuchando su risa.

Lo siento, siento haberte involucrado, pero Ella me esta siguiendo, creo que si lo comparto con ustedes mi cordura regresará. Por favor, no le hagas caso a lo que ella te diga, no le respondas.

Espera a que te deje tranquilo, si no le haces caso se irá.

Después de leer esto debes quedarte en silencio y no mirar atrás.

Fuente texto: http://es.creepypasta.wikia.com

El juego de no mires atrás

El juego de no mires atrás

Una vez cada 3 meses, a las 12 de la noche, debes estar en tu habitación, sentado en una silla a oscuras, y que solamente se vea la luz de tu ventana. Ya cumpliendo con estos requisitos, aquí va lo siguiente, en una hoja de papel, escribe:

Sensor sensor sensor mírame sensor sensor sensor mírame sensor sensor.

Luego de escribirlo, arruga el papel y tíralo detrás de ti, para que reciba tu mensaje el espectro que no se sabe quién es. Espera 5 minutos, y sentirás como te respira en la espalda y te da un escalofrió que te rodea el cuerpo y que te dejara mudo, pero no trates de levantarte de la silla, porque se enfadará y va a lastimarte.

Debes estar sentado, pero que no se te ocurra cerrar los ojos, porque cuando lo abras, habrás cometido un terrible error. Deberás estar con los ojos abiertos y prestando mucha atención, así no te podrá hacer nada, excepto acariciarte la espalda para que lo tengas presente.

Esa criatura anónima, estará por un buen rato, recorriendo tu habitación, pero no se presentara ante tus ojos. Poco a poco, escucharas que empieza a hablarte, pero tú no lo entenderás, este te está maldiciendo.

Mientras que estés escuchando su voz, te sugiero que no le hables, no digas nada, ni rezes, porque te lastimará. Sigue mirando enfrente, y aguanta tu miedo, porque la criatura cada vez te empieza hablar más y más fuerte, para que le hagas caso, pero sigue mirando al frente, como si esa cosa no estuviera presente en tu habitación.

Esta parte es muy importante para que te quede claro: Cuando pasen 15 minutos, escucharas gemidos que te aterrorizaran, pero por lo que más quieras en tu vida, no mires atrás, te lo ruego, no mires atrás, ni salgas a correr.

Esa cosa empezara a toser, como si estuviera a punto de vomitar, tu sigue mirando al frente, está haciendo esos ruidos para que tú te des vuelta.

Como hacer que esa cosa desaparezca de ahí: cuando escuches rasquidos, significa que se va a ir, pero eso no es todo. Cuando escuches más de 5 rasquidos, te tienes que levantar de la silla e ir a acostarte en tu cama y sin mirar atrás, tapa tu cabeza con la almohada y cierra los ojos hasta que amanezca.

Este juego de invocación no les recomiendo que lo jueguen, es extremadamente peligroso. Algunos que han jugado no sobrevivieron para concluir el mito.

 

Creepypasta

Hitori Kankurenbo

Hitori Kankurenbo

Hitori Kakurembo es un juego japonés que, aunque les dejaré cómo se juega, no se los recomiendo hacer. Sin embargo, si lo juegan al pie de la letra, se tendrán que abstraer a sus consecuencias.

Es un juego que significaría “Jugar a las escondidas solo”. Tienes que tener cuidado, porque puede pasar de ser un juego a ser una tragedia o maldición.

Los materiales que necesitas son:

Una muñeca.

Arroz.

Un cuchillo.

Tus uñas.

Sangre.

Sal.

Corta tu muñeca para desocupar su relleno y llenarla con arroz, uñas y sangre. Nómbrala a tu preferencia y ciérrala cociendo el corte.

Métela la muñeca en la bañera llena de agua. Di «Es mi turno» y corre. Vuelve al baño. di «Te encontré» y apuñálala con el cuchillo en su sien. Tírale sal y vuélvela a poner en la bañera. Proseguirás diciendo su nombre y «Ahora es tu turno».

Apaga todas las luces y corre a esconderte. La muñeca te buscará, y escucharás ruidos, pero haz silencio. Te continuará buscando hasta que amanezca. No obstante, si haces el menor ruido, te encontrará.

Creepypasta

El rito del reloj de cuco

el-rito-del-reloj-de-cuco

Si tu sangre es pura y la luna se alza en todo su esplendor, considérate afortunado, ya que las condiciones son idóneas y eres digno de jugar. Trata de alejarte de la mácula de los impuros, busca la soledad que tan solo la noche te proporcionará y disponte a bailar con las sombras. Permanece todo un día sin despegar los brazos del cuerpo, ya que deberás usarlos para complacer al Relojero, y, cuando el sol se oculte, siéntete libre de moverlos.

Debes romper o esconder todos los espejos que te acompañen, oculta todo reflejo, proceda del agua o del filo reluciente del metal, y porta contigo un vidrio circular. Que la oscuridad te cubra y el silencio lo llene todo con su morbosa presencia. Solo entonces cierra tus ojos, abre la boca y junta tus manos formando una petición. La fría noche y el tic-tac de un reloj de cuco deben acompañarte o no te considerará digno. Espera sin prisa, pues él se demorará. Trata de no moverte y concentra tu mente en el recorrido de las delgadas agujas del cuco. Que la parsimonia del reloj cubra tu pensamiento, deja que te meza con suavidad y ternura mientras él se acerca llenándolo todo de amargura.

Si tu petición es aceptada, así te lo hará saber: el frío soplo del Relojero recorrerá tu garganta. No cierres la boca cuando así lo haga, no vaya a considerarlo una impertinencia. Tu presencia le es grata mientras su aliento sea frío. Si un fulgor cálido recorre tu boca, has sido considerado impuro; mantén entonces la postura y no dejes de rogar con tus manos. Si el relojero lo considera, quizá te mate sin sufrimiento. Si eres declarado apto, tienes la obligación de proseguir.

El siguiente paso requiere de una coordinación y práctica difíciles de lograr, son pocos los que invierten su tiempo en dominar el movimiento que a continuación te describiré. Sin abandonar tu posición inicial, con los ojos cerrados y la boca abierta, extiende tus brazos al techo, formando con ellas dos agujas que marquen las doce. Debes ser preciso, como un reloj, y cuando la noche llegue a su culmen, acompaña sin error la acompasada respiración de tu reloj de cuco rojo. Que las agujas y tus brazos sean uno, muévete segundo a segundo con una exactitud milimétrica, y cuando tus extremidades se encuentren y no puedas acompañar a tu cuco, agacha la cabeza y recita:

«Pido perdón espíritu Relojero, pero la endeble condición humana me impide ser reloj».

Espera sin mover los brazos… El silencio debe extenderse hasta cubrir cada rincón. No has sido capaz de complacer al Relojero. No importa cuánto lo intentes ni con cuánto ímpetu realices los movimientos, no serás capaz de completar un solo minuto. Sentirás el desprecio y el odio hasta casi palparlos; deberás ser castigado por el Relojero.

Recibirás un único golpe, con el que serás marcado de por vida. Ten cuidado de no gritar ni gemir, el Relojero desprecia a los débiles y tú aún debes demostrarle que eres digno de su don. Es entonces cuando debes armarte de valor. No cuentas con el favor del relojero, él te desprecia y te considera un ser prepotente, que lo ha convocado sin ser digno. Debes, entonces, mostrar tu humildad y derramar tu propia sangre. Usa un cuchillo afilado o cualquier objeto cortante. Sé rápido y preciso, no te lo pienses mucho, a él no le gustará. Corta tu dedo más largo y tu dedo más corto de tu mano más útil y no pronuncies palabra alguna. Ni gimas ni muestres dolor. De hecho, esfuérzate por parecer feliz mientras te seccionas los dedos. Has demostrado valía, ahora mereces un premio. El relojero no dudará en otorgártelo… cuando completes el último paso.

Coloca los dedos cercenados sobre el espejo que debes traer contigo. Debe ser circular y grande. Deposítalos en el centro formando con ellos dos agujas. Con tu propia sangre, escribe en latín los números que componen un reloj, del uno al doce, y guarda silencio de nuevo. Contempla al espejo intensamente, desafíalo con tu mirada. Obsérvalo e intenta no parpadear. Llega entonces lo más letal del rito. Ahí, a tu espalda, si has realizado bien cada paso y si miras con la suficiente atención, verás durante una fracción de segundo al Relojero. Son pocos los que superan su visión sin padecer traumas ni dolencias mentales; pero que no te dé miedo la locura, si ves al Relojero, contarás con su don…

Tienes ahora la facultad de explorar la dimensión atemporal. Tu cuerpo permanecerá ahí donde lo dejes, pero tu mente viajará hacia la lejanía. Pocos han descrito lo que reina en ese mundo, tan solo se sabe que permanecer demasiado tiempo en él cambia a la gente. Mientras permanezcas ahí, tu cuerpo no se corromperá. Lo que parecen años en la dimensión atemporal son en realidad milésimas. Cuando retornes de ella, el tiempo no habrá transcurrido en tu realidad. Muchos de los poseedores del don del Relojero no retornan jamás de esta dimensión, y su cuerpo simplemente se marchita. Pero esto únicamente ocurre si decides quedarte allí indefinidamente. Decide bien, ya que luego no habrá vuelta atrás. Contar con este don es útil si se emplea con medida. Pues frenar el transcurso del tiempo mientras tu mente tiene una eternidad para pensar, es útil en muchas situaciones. Son mucho los que lo darían todo por detener el tiempo unos instantes y descansar del ajetreo de sus vidas. Pero hay inconvenientes a los que debes enfrentarte. No te preocupes por tus dedos, los recuperarás tras completar el rito. Pero vigila con atención: una vez que hayas visto al Relojero, este te seguirá. Por lo general creerás verlo reflejado en un espejo o en la luna de un reloj, pero otras lo observarás con detalle, contemplándote con su diabólica sonrisa frente a tu lecho cuando despiertes entre sudores de una pesadilla que él habrá provocado.

Fuente: https://creepypastas.com

Cigarrillos

cigarrillos

Alguien quiere intentar esto?

Ve hacia algún baño de alto tráfico. Debe ser un baño donde haya estado mucha gente, o no habrá la suficiente energía latente residual para poder hacer esto. El baño de un hotel es perfecto. Asegúrate que es después de las 00:00, y asegúrate de que lleves dos cigarrillos. Entre más fuertes sean los cigarros, más probabilidades de éxito tendrás. Siéntate a obscuras y fúmate uno de los cigarrillos; asegúrate de que haya un espejo y que puedas ver tu reflejo siempre. La cereza del cigarrillo encendido te debe dar la luz suficiente para esto. Cuando te hayas fumado más o menos tres cuartos del cigarrillo, el cuarto deberá estar lleno de humo. Tus ojos probablemente se pondrán llorosos, pero no parpadees. No quites la vista de tu reflejo en el espejo por nada del mundo. Si parpadeas, todo lo que hayas hecho hasta ahora será en vano.

Te darás cuenta de que tu reflejo se desvanecerá en la obscuridad. Sin embargo, la cereza del cigarro se separara en dos ojos rojos. El humo del cuarto se empezara a condensar y antes de que te des cuenta de lo que ha pasado, una figura estará sentada a tu lado. Te pedirá un cigarrillo, dáselo y se encenderá por si sólo en cuanto lo lleve a donde su boca debiera estar. En este momento puedes preguntarle lo que tú quieras, y siempre te dirá la verdad. Puedes preguntarle sobre quién mató a JFK o quién era Jack el destripador. Cualquier cosa que se te ocurra. Asegúrate de estar pendiente de cuánto ha fumado del cigarrillo; cuando esté a punto de acabársele, el humo de tu cigarro empezará a definir más de sus facciones, haciéndolo mas material que etéreo.

En este momento, párate y arráncale sus ojos de un movimiento. La figura deberá ser en su mayoría humos, así que tus manos atravesarán su cabeza. Si dejas que termine su cigarro, él te atacará, seguramente tomando tu vida. La figura te gritará e insultará, y la mano con la que arrebataste sus ojos te arderá intensamente. ¡No abras tu mano! Aunque los ojos se hayan casi desvanecido, pueden aún ver; corre hacia el interruptor de luz y préndelo. Esto desvanecerá a la forma física de la figura y lo regresará a su forma etérea. Abandona el cuarto, y espera hasta después de las 3:00 AM para abrir tu mano. Probablemente el ardor sea insoportable, pero si abres la mano, todas las luces de donde estés se apagarán, permitiéndole a la sombra regresar y tomar venganza. Quizás tengas marcas en la palma de tu mano cuando la abras, aunque ya cauterizadas.

A partir de ahora, no podrás nunca estar en un cuarto a obscuras con un espejo, porque la figura podrá seguirte gracias a las marcas en tu mano. Después de esto, quizás sientas más frío de lo normal, sin importar lo cálido del lugar donde estés. A partir de ahora, tendrás muchas pesadillas, pero en ellas, tendrás la habilidad de una especie de sexto sentido. Podrás ver eventos futuros cercanos, quizás cosas horribles. Cosas que solo tú sabrás y nunca podrás detener.

Supongo que es un pequeño precio a pagar por el conocimiento absoluto…

Creepypasta